22.10.10

226 bis, aprobado

En México, por culpa de los creadores escénicos, de centenares de teatristas que se organizaron en torno a la senadora María Rojo para poner en la palestra legal una normativa general de estímulos al teatro independiente, a través de una deducción fiscal, se logró lo impensable: un fondo económico para el teatro independiente.
Se aprobó (festejo general y optimismo entre los colegas).
Pero parace que no está todo ganado, ni mucho menos.
Dos notas a continuación, una buena y otra mala. Hay que esperar, dejar que el tiempo cure las heridas legales y ponga en su lugar cada cosa.

Buena
Mala

2 comentarios:

Creadores escenicos a favor de la 226 bis dijo...

Lo publicado por Alejandro Sandoval es del todo erróneo toda vez que en el artículo 226 bis no hay ninguna mención a esas "otras actividades culturales". A la letra define: "Para los efectos de este artículo, se considerará como proyectos de inversión en la producción teatral nacional, las inversiones en territorio nacional, destinadas específicamente al montaje de obras dramáticas". El beneficio es sólo y tan sólo para el teatro, sus creadores y su público.

olmosdeita dijo...

Creadores escénicos:

Seguramente Alejandro Sandoval incurre en una exageración, pero también creo que es prudente tener una visión crítica y menos celebratoria. Personalmente pienso que ha sido un logro la aprobación del 226 Bis, pero ya sabemos que en México no hay que echar las campanas al vuelo.